Politikha / Blog de Luis Alberto Chávez

16 octubre, 2011

Prensa y Nuevas Tecnologías: El formato cambia, la ética del medio no

Algunas reflexiones a propósito de la celebración de la 67ª Asamblea General de la Sociedad Interamericana de Prensa (SIP) en el Perú.

1. La Democracia se asienta sobre una sólida e irrestricta Libertad de Expresión. No puede haber Democracia sin Libertad de Expresión.

2. Los medios de comunicación en el mundo están cambiando. Las Nuevas Tecnologías de la Información, la denominada Plataforma 2.0, acometen sobre los medios tradicionales.

¿Qué cambios genera esto en los profesionales, en la información, en el manejo de contenidos y, en general, en la forma de hacer periodismo?

Puede decirse que asistimos al ocaso del periodista elemental. Aquel hombre o mujer de prensa que iba a una fuente informativa, cubría una noticia y regresaba a su medio a escribirla, es una especie en vías de extinción.

La modernidad demanda hoy un nuevo profesional. Uno que, para empezar, sea multimedia: Investigue, tome fotos, filme, edite, escriba, administre una web, tenga un blog, y luego resuma todo en 140 caracteres para el facebook y twitter.

Al mismo tiempo, la propia ciudadanía se viene apoderando de las nuevas herramientas cibernéticas para ella misma informar y difundir lo que ocurre a su alrededor. Es el periodismo ciudadano, que nace del acceso fácil y a bajo costo que tienen hoy las nuevas tecnologías.

Este nuevo periodismo está aún empezando y no sabemos hasta dónde puede llegar. Pero que impacta directamente en los llamados Mass Media, está muy claro. Y no sólo impacta; se retroalimenta con éste.

Lo que no cambia es la postura del medio frente a valores como verdad, veracidad, cruce de información, independencia, objetividad. Podrán cambiar los formatos, pero no el código de ética de los medios.

Sin embargo, existe un principio –respetado en la prensa tradicional– que no se está cumpliendo en la nueva prensa tecnológica. Y es el derecho al respeto, al honor, que tenemos todas las personas.

Los medios tradicionales tienen códigos de ética que aplican para publicar comentarios de sus lectores. Son normas elementales del debido respeto que aplican, además del poder de editar sus contenidos por razones de espacio.

Un medio tradicional de comunicación jamás publicará una carta con insultos, horrores ortográficos, o simplemente un listado de groserías. Los medios electrónicos sí lo hacen; ¿por qué?

¿Por qué las plataformas digitales (blogs, portales informativos, páginas web, etc.), si tienen licencia para publicar en sus comentarios tontería y media e insultos degradantes de la peor especie?

¿Qué derecho tienen estos medios electrónicos para vulnerar los más elementales principios del respeto, la tolerancia o simplemente las buenas maneras a disentir sin ofender?

Esto es algo que debiera reflexionarse en voz alta porque, de lo contrario, tarde o temprano, podríamos ahogarnos en nuestra propia libertad; sin reglas de juego que se respeten, creando un reino del libertinaje y del caos pernicioso.

La solución más sencilla sería que los modernos medios electrónicos se sujeten igualmente al Código o Manual de Ética de sus casas editoriales tradicionales.

El Content Manager o administrador de contenidos debe ser más que un operador de sistemas, un defensor del cibernauta; es decir, alguien con el criterio suficiente como para administrar el debate, tal y como ocurre con el editor de la Sección Cartas cuando enviamos una misiva al diario.

Si yo me veo afectado por una información o creo que una noticia no refleja datos fidedignos, envío al medio una carta de rectificación. En ella expongo los motivos que tengo para disentir, pero no se me ocurre colocar un listado de insultos y groserías. El medio no me la publicaría. La sección “Comentarios” de las noticias en los portales informativos sí. ¿Por qué?

Etiquetas: , , , ,

0 Comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]



<$I18N$LinksToThisPost>:

Crear un vínculo

<< Página Principal